Brain Image

Seis interruptores endocrinos que debes eliminar de tu línea de productos y alimentos.  

Los interruptores endocrinos son químicos que pueden interferir con el sistema endocrino del ser humano. Éstas sustancias imitan o parcialmente imitan hormonas naturales. Al entrar en contacto con receptores hormonales, las mismas interfieren con o imposibilitan el comportamiento natural asociado con los receptores. Ejemplos: puede sobre estimular la tiroide; puede causar muerte celular; cambiar el metabolismo del hígado, entre otros. Sabemos que  estas sustancias son un peligro para la salud.

Hoy día existe un mayor interés de parte del consumidor en saber los ingredientes que componen sus alimentos y productos. Existe un ambiente litigioso con respecto a los productos riesgosos. Peor aún resulta que los interruptores endocrinos se encuentran en casi todo tipo de producto: latas, pintura, colorantes, envolturas plásticas, ingredientes, entre otros. Un litigio asociado a productos que contenga interruptores endocrinos conocidos, ya por la ciencia no pinta bien para los negocios asociados con la producción, distribución y venta de tales productos incluyendo los alimenticios.

Anticipando futuras demandas por productos usados o consumidos por clientes, les exhortamos a que eliminen productos que contengan interruptores endocrinos. La prioridad es eliminar aquellos interruptores endocrinos que entran en contacto con la piel y el sistema digestivo, tales como:

1. Bisfenol A

  1. El interruptor más conocido por los consumidores.
  2. Posible carcinogénico.  (Controversia)
  3. Asociado con problemas de la tiroide en humanos.
  4. Asociado con problemas de desarrollo fetal e infantil
  5. Puede alterar la espermatogénesis, descenso en niveles de esperma, testosterona y cambio de conducta sexual en animales.
  6. Maduración de ovocitos, número y calidad; quistes ováricos, entre otros, en animales hembras.
  7. Causa hiperactividad, agresividad, adicción, problemas de memoria en animales.
  8. Es utilizado en el poliestireno (Styrofoam), tubos PVC, botellas, cuero de imitación, juguetes, entre otros..

2. Químicos Perfluorados

  1. Carcinogénico.
  2. Envenena al hígado, sistema inmune, y afecta la tiroide.
  3. Infertilidad.
  4. Puede afectar el desarrollo fetal.
  5. Utilizado en textiles, ropa, hilo dental, algunas marcas de papel, sartenes con revestimiento antiadherente (teflon).

3. Plomo

  1. Carcinogénico. Tóxico.
  2. Afecta todo órgano del cuerpo humano.
  3. Daño cerebral, daño neurológico, entre otros.
  4. Encontrado en tuberías y pinturas antiguas.

4. Ftalato

  1. Carcinogénico.
  2. Cáncer de mama, neurológicos, entre otros.  
  3. Encontrado en juguetes, botellas plásticas, comida rápida, polvo y crema de infantes, medicinas, equipo médico, comida alta en grasa.
  4. Algunos pueden ser absorbidos de manera dermal

5. Nonifenol

  1. Afecta receptores de estrógeno.
  2. Problemas de embarazo. Cáncer de mama.
  3. Utilizado para: detergentes del hogar, utensilios plásticos, envases plásticos, pesticidas, productos de cuidado personal, plásticos.

6. Dioxina

  1. Es un producto de la manufactura para el cloro.
  2. Altamente tóxico. 6 millonésimas de gramos puede matar a una rata.
  3. Soluble en grasa, impacta los animales.  
  4. Se encuentra en las mayorías de las carnes y productos basados en animales.
  5. Este producto es difícil de deshacerse, no es biodegradable.

La póliza de Responsabilidad Pública de Productos cubre los riesgos por demandas por daños a la salud que produce la ingesta o contacto de estos productos. Contáctenos hoy para una consulta gratis.

%d bloggers like this: